CLIC MAS INFO

Javier Alvarado, El Toro y el cambio de la sede del Gobierno Regional de Lima

José Ramos Foto: Huaralenlinea.com
La Ley de Bases de la Descentralización Ley 27783, en su Art. 32° en forma diáfana, señala que la capital del gobierno regional, es la provincia más poblada de las 9 que conforman el gobierno regional de Lima.

Abogado huaralino José Ramos Cazasola habla claro sobre tema de la sede.

José Ramos Foto: Huaralenlinea.com
José Ramos Foto: Huaralenlinea.com

Cuando el Juez Civil de la Corte Superior de Cañete declaró fundada la demanda de acción de cumplimiento interpuesta por un ciudadano cañetano, promovida y patrocinada por el ex alcalde de Cañete y actual candidato al Gobierno Regional, Javier Alvarado, por el movimiento Patria Joven, pensé que era fruto de una conducta electorera y chauvinista y que no tendría ningún asidero legal, pero cuando el Poder Judicial a través del Juzgado Civil de Cañete declaró fundada la demanda y dicha sentencia fue confirmada por la Sala Civil de la Corte Superior de Justicia de Huaura, me di cuenta hasta que punto el Poder Judicial, abdicaba de su independencia y de dar estricto cumplimiento a la norma y cedía venalmente a los intereses mezquinos de un grupo de cañetanos que con la finalidad de exacerbar ciertos prejuicios y ánimos localista, pretenden que la sede del Gobierno Regional de Lima, se traslade a la provincia de Cañete, generando un divorcio y abriendo innecesariamente una herida entre todos los que pertenecemos a nuestra joven región de Lima Provincias.

Debemos recordar que el actual candidato a la región Lima Javier Alvarado, promovió y logró que mediante un acuerdo de Concejo, el Municipio de Cañete, solicitara al gobierno regional de Lima el cambio de sede de la ciudad de Huacho, acuerdo que fue promulgado en octubre del 2008.

La Ley de Bases de la Descentralización Ley 27783, en su Art. 32° en forma diáfana, señala que la capital del gobierno regional, es la provincia más poblada de las 9 que conforman el gobierno regional de Lima, por lo tanto dicha norma era de aplicación al momento de constituirse la Región, más no puede estar sujeta a constantes interpretaciones antojadizas, el hecho de que Cañete cuente al año 2007 con una mayor población, no significa necesariamente que hay que efectuar una interpretación retroactiva de una norma cuya aplicación en el tiempo se dio en el año 2002, hacer lo contrario es simplemente incurrir en una actitud prevaricadora como lo han hecho los jueces de la Corte Superior de Justicia de Cañete, quienes han claudicado de su independencia para quedar bien con los políticos de dicha ciudad.

Esta actitud politiquera y falsa del candidato de los toros, es repudiada por todos los provincianos, que creemos que el desarrollo de nuestra región, no pasa por trasladar la sede según el vaivén poblacional, sino pasa por que existan presidentes que tengan una autentica visión de desarrollo y progreso, y no por conductas impropias que solo generan divisionismo y revanchismos entres los del norte y los del sur, como si estuviéramos en la guerra de secesión norte americana.

El Tribunal Constitucional, ha declarado improcedente el recurso de queja interpuesto por el Alcalde de Huaura Pedro Zurita Paz, por denegatoria del recurso de agravio constitucional, sin embargo dicha resolución de ninguna manera obliga a trasladar la sede a Cañete, toda vez que existe un proceso de amparo contra amparo, que esta pendiente de resolver en la sede del Poder Judicial de la Corte Superior de Huaura, el mismo que de no ser amparado por el Poder Judicial, llegará al máximo interprete de la Constitución y será el Tribunal Constitucional, que resolviendo sobre el fondo del asunto, resuelva esta absurda tinterillada promovida por el candidato de los cachos, quien todavía tiene la osadía y la desvergüenza de presentarse por las provincias del norte, sin tener en cuenta que lo único que ha logrado con su absurda y tinterillesca maniobra, digna de un politicastro, es encender la pradera del odio entre las provincias del Norte y del Sur.

Estoy convencido que los ciudadanos de Huaral, Huaura, Barranca, Oyón y Cajatambo, no respaldarán con su voto a quien ha propiciado, un absurdo enfrentamiento con nuestros hermanos de Cañete, Canta, Yauyos y Huarochiri, creo que llegado el momento el Tribunal Constitucional o el Congreso de la República deben poner fin a este entuerto, y declarar a través de una modificación de la norma o una autentica interpretación legal que la sede, le corresponde por mandato de la Ley de Bases de la Descentralización a nuestra hermana provincia de Huaura y que resulta un despropósito cambiarla cada cierto tiempo, solo para satisfacer el apetito voraz por el poder de algunos, como el actual candidato Javier Alvarado.

Gracias a Dios por ahora los ciudadanos de Huaral, Huacho Barranca, Oyón y Cajatambo, pueden estar tranquilos, ya que la denegatoria del recurso de queja, de ninguna manera significa el inmediato traslado de la sede, así que si el señor esperaba que con esta denegatoria sus mezquinos intereses políticos iban a ser satisfechos, se equivoca, por lo menos tenemos para dos años más hasta que se pronuncie el tribunal constitucional o se apruebe una ley que aclare una vez por todas este impase que nunca debió existir, por ahora los toritos seguirán enamorados de la luna.

Dr. José Ramos