CLIC MAS INFO

Hasta 4 años de cárcel para los que manejen borrachos

Una tercera medida, señaló Fernández, es la que propone sancionar severamente a aquellos choferes de transporte que conducen ebrios.

Entre las medidas más urgentes que traen los cambios en materia de tránsito -que incluye modificaciones en el Código Penal y en el Código Procesal Penal-, será el incremento de la pena de cárcel efectiva entre 1 y hasta 4 años para los que conduzcan un vehículo en estado de ebriedad, dió a conocer la ministra de Justicia, Rosario Fernández.

En una conferencia de prensa conjunta dias atras, junto a los ministros de Transportes y Educación, Rosario Fernández informó las propuestas que presentarían esta semana y que harán más severa la legislación del tránsito vehicular.

La primera, el denominado Código de Tránsito, reunirá la normatividad que regula la actividad del Ministerio de Transportes y Comunicaciones, de las Municipalidades y de la Policía. Se quiere producir una sola norma que convierta a estas tres instancias en un único frente de autoridad para el ciudadano.

La segunda propuesta, la modificación del Código Penal y Código Procesal Penal, hará más riguroso el tratamiento penal. Fernández explicó que, partiendo del principio que define el manejo de un vehículo como una actividad socialmente riesgosa, la gente debe saber que se convierte en un peligro letal cuando se consume alcohol.

«Eso eleva el riesgo permitido y trasgrede las normas de tránsito, por lo tanto, genera una responsabilidad penal». En el caso de que ocurran muertes o lesiones graves se sancionaría, adicionalmente, con los artículos 111º y 124º del Código penal, agravándose la responsabilidad por efectos de ingesta de alcohol.

Una tercera medida, señaló Fernández, es la que propone sancionar severamente a aquellos choferes de transporte que conducen ebrios.

«Se trabaja día y noche para entregar en la semana estas tres propuestas», añadió Fernández, quien dijo que tanto ella como los ministros de Transportes y Educación tienen la voluntad de atacar frontalmente la crisis del tránsito.

Asimismo, propuso la creación de Módulos de Justicia de Tránsito. «Va a significar crear juzgados especializados de tránsito penales y civiles. Vamos a hacer que, de inmediato, funcionen en Lima», apuntó.